Seleccionar página

Diego Domínguez y Edgardo Galindo marcan el rumbo del Rally de Alto Paraná al cabo de los seis primeros tramos que compusieron otra fría jornada para el Campeonato Paraguayo de la especialidad. La tripulación del Hyundai i20 R5 supera por 19.75s a Gustavo Saba y Fernando Mussano, quienes con un Volkswagen Polo GTI preceden a una máquina idéntica, en este caso la de Miguel Zaldívar (h) y Marcelo Der Ohannesian, una de las presencias que la serie nacional recuperó en esta fecha.

Más precavido al inicio, pero determinado a acelerar en la segunda pasada (llegó a bajar 20 segundos en un parcial de casi 15 kilómetros), el líder aprovechó para consolidarse al frente luego de que Saba fuera recargado con diez segundos al golpear uno de los tambores de chapa que contienen las chicanas diseñadas a los fines de bajar los promedios de velocidades de los sectores cronometrados.

Ese, tanto como seguir de largo en más de una frenada, fueron inconvenientes repetidos por doquier. El campeón actual no quedó exento de ello y perdió en uno de esos episodios un tiempo valioso en la lucha por la primera posición, aunque no descarta recuperarse mañana.

Zaldívar (h) reconoció que estaba sorprendido de que, después de un tiempo de inactividad, lograra establecer una y otra vez muy buenos tiempos con su Volkswagen de la clase RC2 Pro, una tarea más que sobresaliente que le garantizó terminar el día en un podio virtual del rally esteño. Atribuyó este rendimiento a motivación personal, óptimas prestaciones del coche y una labor a medida con su navegante.

Es cuarto Alejandro Galanti con el Toyota Etios R5 que usó para estar más cerca desde temprano, imponiéndose incluso en la PE1 por 1.37s con respecto a su predecesor en los cómputos generales. Luego, al vencedor del Rally de la República se le pararía el motor al pasarse en una frenada. Galanti intentará avanzar puestos en la segunda etapa.

Luis Maldonado (h) y Jorge González continuaron su tendencia a entreverarse con la punta y se ubicaron quintos, así como primeros de la división RC2 con su Škoda Fabia. El volante del producto checo tuvo que hacer marcha atrás en una chicana y la adherencia cambiante que evidenciaron algunas zonas. Aún así, Maldonado logró contener a Augusto Bestard, mejor usuario de la marca Ford después de largar apremiado por verse obligado a poner un motor de repuesto en su Fiesta, que debió traer desde Asunción.

Juan Martín Masi condujo al séptimo lugar absoluto a otro coche del óvalo, buscando de adaptarse a los diversos grados de adherencias que presentaron estos caminos. Masi dejó atrás al Fabia de José Luis Jacquet, cauteloso pero con más confianza cada día y al Ford Fiesta R2 de Fabrizio Zaldívar, quien junto a Víctor Aguilera comanda las acciones entre los vehículos de dos ruedas motrices (y en RC4 Pro), siendo noveno por delante de los dos Mitsubishi Lancer Evolution X que pugnan por lo mejor de la clase RC2N Pro, es decir los de César Martínez (h) y Andrea Lafarja.

Duodécimo tras haber perdido varios segundos golpeando un tambor y quedando atascado en una zanja con su Citroën DS3 (primero en RC3 Pro) aparece Álvaro Yaluk, que aquí lleva como copiloto al argentino Rubén García. Yaluk se encuentra a 27.00s de Zaldívar, una diferencia que -de no ser por ese infortunio- plantearía una lucha más cerrada entre ellos.

En las demás categorías mandan César Pedotti (Mitsubishi Lancer Evolution VIII (RC2N), Ricardo Fretes (Honda Civic Type R, RC3), Rodrigo Ocampos (Honda Civic Type R, RC4), Arnaldo Duarte (Toyota Vitz, RC4L) y Rafael Saurini (Toyota Etios, RC5 y Copa Etios).

Apenas metros duró la etapa para Ricardo Escauriza en su primera experiencia sobre un Ford Fiesta R5 y para el brasileño André Allegretti (rompió la caja de su Honda Civic). Miguel Zaldívar y Diego Cagnotti salieron ilesos de un violento vuelco en el que dieron unas siete u ocho vueltas tras caer mal de una serie de saltos encadenados en quinta velocidad. El Volkswagen Polo quedó maltrecho de adelante y atrás, pero su estructura de seguridad respondió de un modo sumamente satisfactorio. No se descarta que se haya roto algún elemento de la suspensión trasera antes del golpe.  Por su parte, Diego Domínguez (h) se retrasó bastante cuando se le rompió el semieje delantero derecho de su Peugeot 208 R2 (RC4 Pro), a pesar de lo cual llegó a Santa Rita.

Otros seis tramos clasificatorios están previstos para mañana entre las 8:00 y las 14:00, con parque cerrado a continuación del Power Stage.   

Foto: Lucas Ronsoni-Automotor Rally Team